El Juzgado Penal de San Carlos dictó sobreseimiento sobre esta causa a inicio de junio de este año y la autopsia determinó que se trató de un doble homicidio y un suicidio, según da cuenta el periódico La Nación.

Mediante una demanda ante el Tribunal Contencioso Administrativo, familias de dos de los 3 policías fallecidos en El Concho de Pocosol el 26 de mayo de 2019.

El Juzgado Penal de San Carlos dictó sobreseimiento sobre esta causa a inicio de junio de este año y la autopsia determinó que se trató de un doble homicidio y un suicidio, según da cuenta el periódico La Nación.

“Una vez analizados los pormenores y tomando en consideración las diligencias de investigación que se llevaron a cabo y los resultados de las autopsias que fueron practicadas a los tres occisos, permiten determinar la dinámica (…) no solamente de los hechos como tal, sino incluso de la trayectoria del vehículo de previo al derrape de la patrulla en que viajaban los occisos y la manera en que estos salen del vehículo y son impactados por los disparos realizados con el arma de fuego de Santiago Méndez Tenorio», cita la sentencia compartida por La Nación.

De esta forma, autoridades judiciales dictaron sobreseimiento a favor de Santiago Méndez Tenorio por el delito de homicidio simple en perjuicio de Jonathan Zúñiga Arguedas y Viarney Vásquez Molina tal y como lo solicitó el Ministerio Público.

Con esta resolución, ahora las familias de Zúñiga y Vásques pedirán cuentas al Estado por lo que consideran es una negligencia.

Esto, por que poco tiempo antes del hecho estaría involucrado en un acto de violencia doméstica que incluso requirió atención psicológica. Incluso, le fue retirada su arma de reglamento durante un mes a causa de esta situación.

«A pesar de que había un informe de psicología que lo daba de alta había un antecedente que le hacía ver a las autoridades que la situación por lo menos, personal de él, tenía que valorarse de alguna forma y tomar las medidas por parte del Estado para que esta persona no estuviere armada», dijo a SCD Rafael Rodríguez, abogado de las familias.

Una vez conocida la resolución del Juzgado, Rodríguez trabaja en la recopilación de más información para, a más tardar el 15 días presentar la demanda.

«La Ley de Administración Pública es muy clara, si hay irresponsabilidad por el actuar por la administración o un funcionario de la administración y causa un daño, la Administración está en la obligación de resarcir ese daño y eso es lo que vamos a hacer para demostrar el daño moral, el daño material y el daño psicológico que se ha hecho con la muerte de estos oficiales por parte de otro oficial en el cumplimiento de sus deberes», añadió el abogado.

El hecho trágico ocurrió el 26 de mayo de 2019, a la 1:20 de la mañana en el camino hacia la comunidad el Concho en Carrizal de Pocosol.

Los oficiales regresaban de una diligencia en los Tribunales de Ciudad Quesada y investigación determinó que estuvieron en un bar en El Concho de Pocosol, del cual habrían salida pasada la media noche.

Sobre la vía pública habría ocurrido el hecho que terminó con el vuelco de la patrulla y la lamentable escena.

Los oficiales, fueron ubicados por otros compañeros que tiempo después también recorrían la comunidad en su labor de vigilancia y protección.

Comentarios