Industria del cine rechaza recorte en su presupuesto

El gremio de cineastas costarricenses manifiesta completo rechazo a los recortes realizados en el presupuesto del Centro de Producción Cinematográfica Costarricense.
-Publicidad-

Los diputados aprobaron un recorte de 225 millones de colones al Ministerio de Cultura y Juventud. 100 de esos millones, salen del presupuesto del Centro Costarricense de Produción Cinematográfica.

Esto, despertó el enojo de la industria costarricense y miembros del Centro de Cine del país.

Este jueves, emitieron un comunicado de prensa en el que exponen su descontento

Espacio político pagado

«Este recorte impacta directamente una industria que representa el 3% del PIB del país, así como la fuente de empleo de miles de profesionales y técnicos cada año. Puntualmente en el área audiovisual, disminuye al punto de la desaparición el Fondo El Fauno, primer y único fondo de apoyo y fomento a la Industria Cinematográfica del país, el cual ya de por sí, es sumamente pequeño e insuficiente», cita el comunicado.

Para los profesionales en el área. este es el momento menos oportuno para esta situación, debido a que el cine costarricense pasa por buenos bríos, con estrenos en los festivales de cine más prestigiosos del mundo, Cannes, Berlín y Toronto.

«Según datos de la Cuenta Satélite de Cultura, la industria audiovisual aporta al PIB nacional el doble que la industria del café y del banano. Es hora de que el gobierno de Costa Rica invierta en el fomento de la producción audiovisual, que es por partes iguales, estratégica para la defensa de nuestro patrimonio cultural y una de las industrias de más rápido crecimiento económico en el país», afirma Hilda Hidalgo, cineasta.

El gremio de cineastas costarricenses manifiesta completo rechazo a los recortes realizados en el presupuesto del Centro de Producción Cinematográfica Costarricense.

Según ellos, durante los 5 años de su existencia, el Fondo El Fauno ayudóa financiar más de 40 películas y series nacionales. A través de estas producciones logra atraer inversión extranjera e inyectar capital en las comunidades.

La aprobación de la Moción 31, impulsada por la diputada del PUSC Shirley Díaz Mejías y aprobada por la Asamblea Legislativa en el Presupuesto Nacional, «constituye un manejo irresponsable que esta Asamblea está haciendo de los fondos públicos que pone en peligro el legado cinematográfico del país y el sector de producción que lo sustenta», cita el documento.

Los profesionales demandan a los diputados revertir lo aprobado y que más bien les apoyen con la aprobación de la Ley 20. 661 de Cinematografía y Audiovisual.


Comentarios